HistoriaRMS Lusitania | Primera Guerra Mundial | Alemania | Estados Unidos

El hundimiento del Lusitania

Es común afirmar que el hundimiento del buque británico RMS Lusitania, cuando navegaba frente a las costas irlandesas, fue la agresión alemana que provocó la entrada de Estados Unidos en la guerra. Se dice, para apoyar esta teoría que, 128 de las 1.198 víctimas civiles, eran estadounidenses, entre las que se contaban personas con cierto renombre social, como el millonario Alfred G. Vanderbilt, el filósofo Elbert Hubbard y el empresario minero William Broderick Cloete. ¿Fue esta la causa?

El RMS Lusitania fue torpedeado el 7 de mayo de 1915 por un submarino alemán, y fue uno de los mayores desastres navales ocurridos a un buque de línea durante la Primera Guerra Mundial. 18 minutos demoró en hundirse. Solo 761 personas pudieron salvarse.

El hundimiento hizo que la opinión pública internacional se pusiera mayoritariamente en contra de Alemania, alentando la entrada de Estados Unidos en la guerra. El Lusitania se convirtió en un símbolo de las campañas militares de reclutamiento. Ya había miles de americanos que se habían ofrecido como voluntarios de la Legión Extranjera. Cuando las fuerzas del general Pershing llegaron a Francia, estos voluntarios se unieron al ejército norteamericano.

En 1972, con el acceso a los archivos del Almirantazgo británico, así como de los de la compañía Cunard, reveló que el Lusitania en realidad era un crucero auxiliar de la Royal Navy.

Los pasajeros ignoraban que este barco estaba equipado con doce cañones camuflados y transportaba toneladas de municiones de guerra. Información que los alemanes tenían en sus manos y que dejaron filtrar a la prensa antes de que embarcaran en Nueva York, advirtiendo que el buque era pasible de ser atacado.

En 1915, otro buque, el Sussex, fue hundido sin motivos aparentes. Así como otras naves mercantes de países neutrales, fueron destruidos porque transportaban cargamentos con destino a los países aliados. Tal es el caso de Argentina, donde por lo menos 10 barcos de bandera nacional fueron atacados. Sin embargo, y a pesar de la presión del público, el gobierno de Irigoyen continuó proclamando la neutralidad.

En enero de 1917, el Kaiser informó que pondría en marcha una guerra submarina a ultranza y hundiría, sin previo aviso, toda embarcación de comercio aliada o neutral. Fue entonces, con el fin de proteger su propia marina mercante, que Estados Unidos declaró la guerra a Alemania el 6 de abril de 1917.

Lusitania_Prop.jpg
        <p>Una de las hélices del <i>Lusitania</i> se encuentra en un museo, otra en un hotel en Liverpool y la tercera fue fundida para recuperar el metal.</p><p></p>

Una de las hélices del Lusitania se encuentra en un museo, otra en un hotel en Liverpool y la tercera fue fundida para recuperar el metal.

Dejá tu comentario