Es muy difícil repartir humor, buen humor, no siendo feliz

Nacido el 22 de febrero de 1905, en San Pedro, provincia de Buenos Aires. Fue actor y humorista.

Comenzó su formación humorística a muy temprana edad influenciado por su padre, actor de circo de una compañía, y sus comienzos fueron como payaso. A los dieciocho años, con un título de maestro, decidió mudarse a Buenos Aires y comenzó a trabajar en el Circo Rinaldi.

A principios de la década de los treinta, se incorporó a la prestigiosa compañía teatral de Muiño y Alippi, donde participó en obras de circo criollo y encaró sus primeras piezas teatrales. En 1933, en la obra Los tres berretines, personificó a «El Eusebio» y obtuvo, así, su primer éxito. Ese mismo año, filmó la primera película sonora del cine nacional: ¡Tango!, junto a Pepe Arias, Tita Merello, Libertad Lamarque y Azucena Maizani, bajo la dirección de Luis Moglia Barth. Fue el comienzo de una de las carreras cinematográficas más extensas del cine nacional, llegó a filmar setenta y ocho películas, incluidas producciones realizadas en México y España.

Sus entrañables personajes lo llevaron a la televisión, y compartió pantalla con cómicos consagrados, como Pepe Biondi, José Marrone, Juan Carlos Altavista, Alberto Olmedo y Tato Bores.

Estuvo casado con las actrices Chela Cordero y Malvina Pastorino, y se recuerda su romance con Tita Merello como uno de los más pasionales de la farándula nacional.

Sandrini falleció el 5 de julio de 1980, víctima de un accidente cerebro vascular, cuando estaba terminando de filmar Qué linda es mi familia, junto a Niní Marshall y dirigido por Palito Ortega.

sandrini

Texto publicado originalmente en https://www.argentina.gob.ar/secretariageneral/museo-casa-rosada/iconos-argentinos/sandrini

Dejá tu comentario