MúsicaSerguéi Rajmáninov | Moscú | San Petersburgo | Italia | Estados Unidos | Rusia | Unión Soviética

El hijo de la hipnosis. El concierto N° 2 para piano de Rachmaninov

Los inicios de la carrera de Serguéi Rajmáninov no fueron brillantes, hasta parecían destinados al fracaso... sin embargo un tratamiento de hipnosis y psicoterapia sacaron al joven compositor de su bloqueo creativo y le permitieron reiniciar su carrera con el hermoso concierto N° 2 para piano.

A los nueve años Serguéi Rajmáninov ingresó al conservatorio de San Petersburgo. Definitivamente, no era el mejor momento en la vida del futuro pianista y compositor. La vida en la capital ofrecía posibilidades más tentadoras que el ejercicio de las escalas. La falta de aplicación terminó con la expulsión de Rachmaninov del conservatorio. Gracias a nexos familiares, pudo reiniciar sus estudios en el conservatorio de Moscú, donde conoció a Tchaikovsky. Éste quedó impresionado con las dotes del joven Serguéi.

La vida disipada de los primeros años se transformó en dedicación, que fue premiada al concederle la ejecución de su primera sinfonía por la orquesta del Conservatorio, bajo la dirección, nada más y nada menos que Aleksandr Glazunov, una de las glorias de la música rusa.

Sin embargo, el alcoholismo de Glazunov le jugó una mala pasada a Rachmaninov. La ejecución de su nobel creación fue un desastre culpa del director, quien, según algunos de los presentes, estaba ebrio. Su pésima conducción convirtió una belleza en una monstruosidad, abucheada por el público. La traumática impresión causada por este fracaso, empujó a Serguéi a abandonar la composición. No quería volver a pasar por ese suplicio.

Como director de la Ópera de Moscú su fama fue expandiéndose por el mundo, a punto tal de ser invitado a Inglaterra a dirigir y ejecutar sus propias obras. Rachmaninov retomó su actividad como compositor pero nada salía de su pluma. Estaba bloqueado, deprimido, no tenía nuevas ideas. Su familia estaba convencida que esta frustración era fruto de esa experiencia horrible y que el único culpable era Glazunov y su alcoholismo. Serguéi se puso en manos del doctor Nikolái Dahl , un famoso psiquiatra ruso, además de excelente violoncelista.

Rachmaninov

A lo largo de meses, el Dr. Dahl recurrió a la hipnosis y la psicoterapia. Tras un viaje a Italia, Rachmaninov escribió, en 1900, su célebre y hermoso Segundo Concierto para Piano, que fue dedicado a su médico, una verdadera obra maestra. ¿Hija de la hipnosis?

Todos conocemos la carrera exitosa de Rachmaninov que culminó en los Estados Unidos, después de haber abandonado Rusia en 1918. Su música fue prohibida en la URSS, pero la partitura de la 1era. Sinfonía fue encontrada en 1948 y reestrenada poco después de la muerte del compositor. El público la aplaudió de pie.

El Dr. Dahl logró salir de la Unión Soviética en 1925, después de no pocos inconvenientes. Murió en Beirut, doce años más tarde.

A continuación, escucharemos la versión de este concierto ejecutada por el mismo Rachmaninov.

Rachmaninoff Piano Concerto 2

Dejá tu comentario