HistoriaSuper Etendart | HMS Sheffield | Malvinas | Argentina | Gran Bretaña | Reino Unido | pilotos

Así fue el hundimiento del destructor inglés Sheffield en Malvinas

El 4 de mayo de 1982, en el marco de la Guerra de las Malvinas entre la Argentina y el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, 38 años atrás, un avión argentino hundió al destructor británico Sheffield, por entonces la nave más moderna de la flota colonialista.

La nave enemiga había sido detectada por la mañana de ese mismo 4 de mayo a las 7.50 por un avión de reconocimiento argentino, el P-2 Neptune desde el que se mantuvo la vigilancia sobre la flota británica y, en particular, se volvió a precisar la posición del Sheffield a las 8.14 y a las 8.43.

Teniendo en cuenta las precisiones del caso, a las 9.45 dos aviones Super Etendart, argentinos, despegaron desde la base de Río Grande, en Tierra del Fuego, portadores de misiles Exocet. A las 10 se encontraron en pleno vuelo con otra aeronave argentina, un Hércules C-130.

A todo esto el avión de reconocimiento mantenía el control sobre la nave enemiga. A las 10.35, volando a 11.170 metros de altura fijó la ubicación del Sheffield a 52 grados, 33 minutos y 35 segundos de latitud sur y a 57 40 55 de longitud oeste, información enviada a los Super Etendart.

Éstos volaban a baja altura pero aunque se elevaron a unos 160 metros no dieron con el buque por lo que tras recorrer 40 kilómetros, y volver a ganar altura, al poco tiempo detectaron a la embarcación enemiga en sus respectivas pantallas de radar.

Con el objetivo ya precisado, los pilotos de los dos Super Etendart cargaron en su armamento anti buque las coordenadas correspondientes. Realizaron un chequeo de último momento y a las 11.04 dispararon sus Exocet desde una distancia de mucho menor a la habitual.

Tras el resultado exitoso del hundimiento del Sheffield, que costó la vida a 20 de sus tripulantes, los aviones argentinos fueron conducidos de regreso a Río Grande adonde arribaron a las 12.04, 2 horas 19 minutos después de su partida ya abastecidos del combustible suficiente.

El Sheffield era el segundo barco en importancia de la Flota Real del RU, por entonces la segunda más importante del mundo luego de la de los EUA. Quién estuvo al frente de la operación que terminó con el hundimiento de la embarcación fue el aviador naval Augusto Bedacarratz, capitán de fragata.

Luego ascendido a capitán de navío se retiró en 1991. Padre de dos hijas y un hijo es abuelo de tres nietos y vive en la localidad de Macachín, donde se crio, en la Provincia de La Pampa, en la que está considerado como una “Personalidad Destacada”.

El informe británico indicó que la aeronave argentina que disparó el misil no había sido detectada por los marinos de la embarcación y que apenas cinco segundos antes del impacto advirtieron el mismo en vuelo rasante sobre el mar por lo que no tuvieron tiempo para realizar maniobras defensivas.

Ello se debió a que el disparo fue realizado desde solamente 11 kilómetros cuando lo esperable era que se hubiese hecho desde unos 80 kilómetros y a mediana altura. Hizo impacto a dos metros de la línea de flotación y abrió un boquete de aproximadamente 1,0 por 2,5 metros.

La nave se incendió a raíz del impacto tras lo cual se rescató a la mayor parte de la tripulación y se inició el remolque por parte de la fragata HMS Yarmouth. Remolque que debió ser abandonado cuando el Sheffield se hundió el 10 de mayo, seis días después.

Se convirtió así en la primera embarcación de la Royal Navy hundida en una guerra después de más de 40 años, durante la Segunda Guerra Mundial. Tiempo después marinos británicos cuestionaron a oficiales de la tripulación y a los métodos de entrenamiento propios de la armada de su país.

HMS Sheffield

Dejá tu comentario