Mohamed Alí | Joe Frazier | Madison Square Garden | Frank Sinatra | Nueva York | Vietnam

49 años de 'La Pelea' entre Muhammad Ali y Joe Frazier

El 8 de marzo de 1971 Muhammad Ali sufrió su primera derrota ante Joe Frazier.

Hoy se cumplen 49 años de 'La Pelea', así a secas, que enfrentó a Muhammad Alí y Joe Frazier en el Madison Square Garden neoyorquino en 1971 y en la que el boxeador de Philadelphia, aunque nacido en Beaufort (Carolina del Sur), exponía sus títulos AMB y CMB del peso pesado. Y lo hacía ante un símbolo que había dividido a la sociedad estadounidense, Muhammad Alí, el mismo que se había negado cumplir el servicio militar en la guerra de Vietnam y que se había convertido al islamismo, cambiando su Cassius Clay natal por Muhammad Ali.

Fue el primero de los tres enfrentamientos entre ambos campeones y, sin duda, el que más impacto causó. Fue el único en el que Ali fue derrotado pues en enero de 1974, en el mismo escenario, se vengó ganando por decisión unánime y en el tercero, en octubre de 1975 en el Araneta Colliseum de Manila, Alí volvió a ganar, esta vez por KOT en el decimocuarto asalto, y llevándose los títulos a los que aspiraba en su primer duelo contra Frazier.

Aquella noche del 8 de marzo del 71, Nueva York y medio mundo estaban pendientes de una velada que prometía hacer historia. Por eso se la llamó 'La Pelea', no hacía falta calificativos rimbombantes. Se enfrentaban el campeón Frazier, invicto y en el momento más dulce de su carerra, y un aspirante consagrado que ya había sido campeón del mundo y que cumplía su tercer combate después de tres años y medio en el dique seco por negarse a empuñar un arma en la guerra de Vietnam.

Las mejores localidades costaban 150 dólares, una fortuna en aquella época. En la primera fila Frank Sinatra hacía fotos como un poseso y Frank Costello, el jefe mafioso de la familia Luciano, exhibía semblante hosco porque sólo pudo hacerse con dos entradas en lugar de las cuatro habituales.

El combate empezó a todo tren, con Frazier buscando a Alí por todo el cuadrilátero y tratando de llegar al cuerpo a cuerpo, lo que no interesaba al 'loco de Louisville'. Alí se mostró más lento que de costumbre y a partir del sexto asalto el combate entró en una fase de abulia que molestó al público, de tal modo que en el octavo 'round' el árbitro Arthur Mercante amonestó a ambos púgiles por falta de combatividad.

Dos veces a la lona

En el noveno se animó la pelea y apareció el Alí de siempre, con sentido de la distancia y golpes largos de ambas manos, de pegar e irse, mientras Frazier siguió buscando la distancia corta. Fue el primer 'round' con clara ventaja del aspirante. En el décimo se volvió a la apatía y en el undécimo Alí se fue al suelo. Es cierto que resbaló pero lo hizo tras recibir un terrorífico gancho de izquierda capaz de derribar a un buey. Frazier hizo un despliegue físico imponente, acorralando durante todo el combate a su rival, que fue cazado a los veinte segundos del decimoquinto y último asalto con otro gancho de izquierda en la mandíbula. Se fue directo a la lona y se levantó titubeando y con los ojos vidriosos. Quedaban algo más de dos minutos para concluir 'La Pelea' y ya estaba todo vendido; Alí no tuvo ni tiempo ni fuerzas para forzar un cambio de puntuación en las tarjetas de los jueces; sólo trató de trabar el ritmo de Frazier, que atacó hasta el último segundo.

Fue la primera derrota de Alí en 33 combates profesionales (acumuló cinco al término de su carrera) y la 27ª victoria consecutiva de Frazier. Tras el combate, Frazier dijo que “Alí me llamó negro y dijo que iba a matarme. Me ha subestimado y le perdono todo lo que ha dicho de mí”. Alí manifestó que “poco tengo que decir. Frazier es un gran campeón y lo ha demostrado a lo largo de todo el combate. Pero creo que la decisión unánime de darle vencedor ha sido muy severa, demasiado”.

ali

Recomendamos Leer: https://www.historiahoy.com.ar/c1528

Dejá tu comentario